5 de octubre de 2008

Hacer las peores cosas


Ayer recordé la forma de hacer las cosas mal, de sonreir cuando llueve. Hacer las peores cosas, extrapolar cualquier reacción para hacer sentir culpable al tonto de turno que un día te dió su opinión. Escribir sin pensar cuando aún no tienes claro donde tienes que poner una tilde. Porque en realidad la expontaneidad no es más que un invento de Miramax para vendernos su Reservoir Dogs. Y te diré una cosa que no te va a gustar, Guido Orefice consiguió vivir.

La vida a veces es así de dura. Hasta con los Santos.

(¿¿Soleado??)

2 comentarios:

Fantômas dijo...

Pasate que tengo un regalito para vos!

Soy del Montón

Un abrazo.

rous dijo...

Recuerda que quiero leerla contigo, ok??